El calzado imprescindible para ir al trabajo

Solemos ver el calzado como un elemento de moda, para marcar tendencia y despertar la admiración de los demás. Pero su función no se limita a ser un elemento estético y ya. Todo lo contrario, es parte importante al momento de ir al trabajo, porque puede afectar tu rendimiento.

Por lo tanto, vamos a tomarnos esta oportunidad para instruirte acerca del tema. Te explicaremos cómo elegir los zapatos más adecuados, para que trabajes con seguridad y sin problemas. Presta mucha atención y tus pies jamás sufrirán ningún percance.

¿En qué fijarse al comprar un calzado para trabajar?

Como sucede con cualquier otro producto, debes hacer una elección inteligente si quieres encontrar un calzado de seguridad para trabajar. Por fortuna, no es complicado. Tan solo fíjate en estos puntos:

Protección contra cortes

Los cortes son otro peligro latente en casi cualquier trabajo. Uno simple puede bastar para generarte una incomodidad que te impida seguir desempeñando tus labores.

Teniendo eso en cuenta, es indispensable que el calzado venga con una protección contra ese riesgo. Hay varias soluciones en el mercado, pero la más segura de todas es una plantilla metálica. Esta, además de evitar cualquier corte, resguardará tus pies en caso de alguna caída.

Plantilla

La plantilla es uno de los elementos más importantes, sin lugar a dudas, dado que tiene un efecto directo sobre la pisada. Por consiguiente, asegúrate de que el calzado incluya una con la anatomía correcta, para que no te deforme las plantas de los pies.

Pero no solo la forma es importante. También el material resulta fundamental. En este aspecto lo más recomendable es el látex: dura mucho y es suave al tacto.

Un último punto que no se debe olvidar es que tomes en cuenta que no seas alérgico al material en cuestión. Aunque es poco probable, podría causarte problemas con el paso del tiempo.

Impermeabilidad

Un zapato impermeable puede hacer la diferencia ante un posible accidente. Esta cualidad te protegerá contra cualquier líquido que esté presente en tu zona de trabajo, incluso cuando no te des cuenta.

Desde luego, existen empleos en los que no necesariamente estarás expuesto al agua o a algún elemento parecido. Con todo, no deja de ser una protección extra.

Talla

Tan importante como los aspectos anteriores es la talla. De nada sirve que el calzado venga con diversos elementos de protección si no encaja bien con tus pies.

Un error común es comprar unos zapatos estrechos con la intención de amoldarlos a partir del uso frecuente. Esto es un gran error, porque en realidad las medidas nunca cambian.

En vez de hacer eso busca la talla adecuada, por mucho que te cueste. Sin ella todo lo demás será inútil.

Antideslizamiento

La cualidad del antideslizamiento también puede ser tu salvación en más de una oportunidad. Los zapatos de seguridad, al menos por norma general, ya vienen con esta característica, aunque no está de más que lo verifiques al comprar.

Un calzado antideslizante te mantendrá firme frente a cualquier superficie, por muy resbaladiza que sea. De no ser así podrías caerte y sufrir graves fracturas que te dejarían incapacitado para seguir trabajando.

¿Por qué es importante proteger los pies durante el trabajo?

Quizá te estés preguntando por qué es tan importante proteger tus pies durante el trabajo. Puede que incluso no hayas tenido nunca ningún inconveniente con el calzado común y corriente.

Pues bien, aun en esas circunstancias debes asegurarte de contar con los zapatos más indicados si no quieres problemas más adelante. Pero, por si te quedan dudas, aquí te damos unas razones para hacerlo:

Previenes enfermedades

Los pies son muy susceptibles de sufrir enfermedades. Y en la mayoría de los casos no se producen por accidentes repentinos, sino por la exposición a un mal calzado.

Desde dolores en la planta hasta afecciones en los dedos, todo es posible si usas los zapatos incorrectos. Esto puede acabar ocasionándote gastos médicos que no querrás tener que afrontar.

Mejoras tu ánimo

Aunque no lo creas, una molestia al caminar o al pisar puede hacer derrumbar tus ánimos en cualquier momento. No es de extrañar, considerando que ir de un lado a otro es necesario en cualquier trabajo.

Un mal ánimo no solo te hará tener una pésima actitud, sino que impedirá que rindas lo suficiente. En consecuencia, el problema es doble.

Evitas el uso de plantillas correctoras

Con un buen calzado mantendrás bien la anatomía de tu pie. Esto evitará que se deforme y que debas recurrir a alguna plantilla para poder acomodarla.

Tips para cuidar tu calzado

Ya sabes cómo elegir el mejor calzado para ir a trabajar. No obstante, por muy buenos que sean los zapatos, necesitan su propio cuidado. Aquí te van unos tips sobre eso:

Haz un mantenimiento regular

Los zapatos, al igual que muchos artículos, requieren de un mantenimiento. Es importante limpiarlos, porque solamente de ese modo puedes retirar de ellos cualquier rastro de suciedad.

Un detalle importante es utilizar los productos adecuados. Los podrás conseguir en tiendas especializadas. No optes por otras opciones, o acabarás reduciendo la vida útil del calzado.

Reemplaza las plantillas cuando sea necesario

Las plantillas se van desgastando a medida que las usas. Por supuesto, es algo que no ocurre de un día para otro. Tardará un tiempo. Sea como sea, cuando el momento llegue no deberás dudar en reemplazarlas.

Pero, ¿Cómo saber cuándo es hora de hacerlo? Muy simple: cuando la plantilla haya perdido su forma. Esta es una señal inequívoca de que su utilidad se ha acabado.

Te va a interesar: calzado para hombres.

Revisa las costuras

A la par con el mantenimiento que mencionamos más arriba, es importante que revises constantemente las costuras. Según el tipo de trabajo que hagas, existe un riesgo de que se vayan cortando o dañando poco a poco.

Por suerte, no necesariamente tendrás que reemplazar el calzado. Las costuras son fáciles de reparar, siempre y cuando lo logres notar a tiempo. Así pues, no te olvides de echarles un vistazo al menos una vez por mes.

0 / 5 (0 votos)

No hay votos hasta ahora. ¡Sé el primero!

Comparte el artículo

Artículos de moda que quizás te gusten

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies